Examen preocupacional obligatorio

El examen preocupacional (o de ingreso), tiene como propósito determinar la aptitud del postulante, conforme sus condiciones psicofísicas, para el desempeño de las actividades que se le requerirán.

Estos exámenes médicos (y psicológicos) servirán, asimismo, para detectar las patologías preexistentes y, en su caso, para evaluar la adecuación del postulante —en función de sus características y antecedentes individuales— para aquellos trabajos en los que estuvieren Continue reading “Examen preocupacional obligatorio”

Exámenes médicos del trabajador

CLASES DE EXAMENES MEDICOS

  1. Preocupacionales o de ingreso;
  2. Periódicos;
  3. Previos a una transferencia de actividad;
  4. Posteriores a una ausencia prolongada, y
  5. Previos a la terminación de la relación laboral o de egreso.

DERECHO DEL TRABAJADOR A SER INFORMADO

El trabajador tiene derecho a ser informado del resultado de los exámenes que se le hayan realizado y a obtener del empleador o de la A.R.T. a su requerimiento, una copia de los mismos.

OBLIGACIONES DEL TRABAJADOR

Los exámenes médicos son obligatorios para el trabajador. Este, a su vez, debe proporcionar, con carácter de declaración jurada, la información sobre antecedentes médicos y patologías que lo afecten y de los que tenga conocimiento.

CENTROS MEDICOS AUTORIZADOS

Los exámenes médicos deberán ser realizados en centros, o instalaciones complementarias (fijas o móviles), habilitados por la autoridad sanitaria y bajo la responsabilidad de un médico del trabajo habilitado ante la autoridad correspondiente.

Enfermedad o accidente inculpable – Licencia paga – Despido

Régimen laboral para situaciones de enfermedades o accidentes no atribuibles al trabajo

El derecho laboral ampara al trabajador que sufre un accidente o enfermedad que no se atribuye al trabajo, y por el cual no pueda prestar servicios, otorgándole el derecho a continuar percibiendo su remuneración por un plazo determinado. A continuación se explican los alcances y limitaciones de ese derecho.

Continue reading “Enfermedad o accidente inculpable – Licencia paga – Despido”

El Período de prueba, la licencia por enfermedad y el despido.

Durante el período de prueba el trabajador tiene derecho a las prestaciones que establece la Ley de Contrato de Trabajo en los casos de  accidente o enfermedad del trabajo o inculpable –esto es cuando no se vincula con el trabajo-. Es decir que la ley no hace distinción alguna con relación a la antigüedad entre trabajadores en relación de dependencia.

Vigencia de la licencia por enfermedad o accidente laboral

La LCT establece que durante el período de prueba el trabajador tiene pleno acceso a las prestaciones por enfermedad o accidente del trabajo. La ley no hace distingo por la antigüedad del trabajador, por lo que se aplican las reglas generales en materia de enfermedad o accidente del trabajo.

En consecuencia, si durante el período de prueba se decidiera poner fin a la relación laboral, y el trabajador estuviera en ese momento de licencia por una enfermedad o accidente del trabajo, tiene derecho a continuar percibiendo su salario hasta que tuviere el alta médica o venciese el período de licencias pagas, lo que ocurriese antes.

El período de licencia médica con goce de sueldo es de 3 meses, si la antigüedad fuere menor a 5 años, y 6 meses si fuese mayor a ese tiempo. En caso de tener el dependiente carga de familia, los plazos serán de 6 y 12 meses, respectivamente.

Vigencia de la licencia por enfermedad o accidente inculpable

Diferente es el tratamiento normativo en el caso de la enfermedad o accidente inculpable. Así el art. 92 bis, inc. 6º, de la LCT establece que el beneficio perdurará exclusivamente hasta la finalización del período de prueba, si el empleador decidiere interrumpir la relación dentro de ese período.

A modo de ejemplo, y haciendo una armónica interpretación con el art. 213 LCT, si el distracto ocurre en el segundo mes de comenzada la relación laboral, y en esa oportunidad el trabajador estuviese con licencia médica, el derecho a percibir su salario finalizará cuando tenga el alta médica o se cumpla el tercer mes de iniciada la relación laboral, lo que ocurra antes.

La enfermedad laboral y el trámite jubilatorio

¿Qué sucede cuando el trabajador se enferme durante la gestión del trámite jubilatorio?

Según la jurisprudencia, no corresponde la suspensión del plazo por enfermedad inculpable o accidente de trabajo cuando el trabajador ha iniciado el trámite jubilatorio. La circunstancia de que se encuentre imposibilitado para trabajar por causa de enfermedad o accidente no incide sobre el trámite de su solicitud previsional.

En tal sentido, una vez que se le otorga el beneficio jubilatorio o vence el plazo de un año, desde la intimación a efectuar los trámites correspondientes -lo que ocurra primero-, la relación laboral queda extinguida.


Enfermedad o Accidente laboral ¿Qué hacer?

Aviso al empleador

En el caso de una enfermedad o accidente laboral, el trabajador debe dar aviso a su empleador, y este tiene la obligación de comunicar el accidente o enfermedad a la ART dentro de las siguientes 72hs.

Denuncia directa ante la ART

El trabajador puede denunciar directamente ante la ART o los prestadores médicos habilitados por esta última. En la credencial de la ART -que el empleador tiene la obligación de entregar- figura una línea telefónica gratuita a la que puede comunicarse para hacer la denuncia. También podrá efectuar la denuncia de forma fehaciente a través de un telegrama laboral (gratuito) o personalmente en la sede más cercana de la ART, a fin de quedarse con una constancia. Continue reading “Enfermedad o Accidente laboral ¿Qué hacer?”