Los viáticos del Viajante de Comercio

A partir de la vigencia de la ley 24.700 que modificó el artículo 105 de la L.C.T., se dispuso que los viáticos del viajante de comercio acreditados con comprobantes no tienen carácter salarial.

En efecto, el inc. b) del art. 105 de la LCT dispone que no integran la remuneración “los reintegros de gastos sin comprobantes correspondientes al uso del automóvil de propiedad de la empresa o del empleado, calculado en base a kilómetro recorrido, conforme los parámetros fijados o que se fijen como deducibles en el futuro por la Dirección General Impositiva”.

A su vez, el inciso c) del mismo artículo establece idéntica solución para “los viáticos de viajantes de comercio acreditados con comprobantes en los términos del art. 6est de la ley 24.241, y los reintegros de automóvil en las mismas condiciones que las especificadas en el inciso anterior”.

De ello se sigue que la limitación cuantitativa establecida en función de los importes que la DGI fije como deducibles sólo opera respecto de los reintegros de automóvil por kilómetro recorrido (es decir, sin comprobantes), y no respecto de los viáticos acreditados con comprobantes, para los cuales el art. 105 de la LCT no impone tope alguno.

De esta forma,  el art. 7, 2est párrafo, de la Ley 14.546 perdió vigencia ( Conf. Pinto, Silvia E., comentario al art. 105 en “Ley de contrato de trabajo, comentada y concordada”, dirigido por A. Vázquez Vialard, Rubinzal-Culzoni, Santa Fe, 2005, t. II, p. 116; y Maccaferri, Patricia, “Viáticos. Naturaleza”, Lexis Nexis, RDLSS 2005-9-746)