Jornada laboral – aspectos prácticos

La jornada laboral es el lapso de tiempo durante el cual el trabajador pone a disposición del empleador su fuerza de trabajo, no pudiendo disponer el trabajador de ese tiempo en beneficio propio.

El art. 197 de la Ley de Contrato de Trabajo prescribe:

“Se entiende por jornada de trabajo todo el tiempo durante el cual el trabajador esté a disposición del empleador en tanto no pueda disponer de su actividad en beneficio propio. Integrarán la jornada de trabajo los períodos de inactividad a que obliguen la prestación contratada, con exclusión de los que se produzcan por decisión unilateral del trabajador…”

DISTRIBUCIÓN DE LAS HORAS DE TRABAJO

La distribución de las horas de labor esta comprendida dentro de la facultad de dirección que le corresponde al empleador, la cual debe ejercerse conforme a los límites que le impone la Ley.

“…La distribución de las horas de trabajo será facultad privativa del empleador y la diagramación de los horarios, sea por el sistema de turnos fijos o bajo el sistema rotativo del trabajo por equipos no estará sujeta a la previa autorización administrativa, pero aquél deberá hacerlos conocer mediante anuncios colocados en lugares visibles del establecimiento para conocimiento público de los trabajadores…”

PAUSA MINIMA ENTRE JORNADAS

Entre el cese de una jornada y el comienzo de la otra deberá mediar una pausa no inferior a doce (12) horas.

FORMAS DE MEDIR LAS HORAS TRABAJADAS

La jornada laboral se puede medir por unidad de tiempo, horas y jornadas. Los lapsos de tiempo que se considerarán parte de la jornada dependerá del sistema que se disponga en cada empresa, pudiendo existir dentro de la jornada lapsos de tiempo como por ejemplo interrupciones que podrán considerarse como jornada laboral.

ALMUERZO O CENA

En cambio no se considerarán parte de la jornada los lapsos de tiempo que se destinen para el almuerzo o para la cena, a menos que dichos períodos de tiempo sean de corta duración en cuyos casos se los suele integrar a la jornada laboral.

TIEMPO DE TRASLADO AL TRABAJO

Queda excluido de la jornada laboral el llamado “tiempo de trayecto” el cual parte de la doctrina lo incluye dentro de la jornada por aplicación extensiva de la institución del accidente in itinere.

Es de tener muy en cuenta que es conveniente que las modalidades que se adopten a los fines del cómputo de los períodos de tiempo que se considerarán o no como parte de la jornada laboral se deje expresa mención en las cláusulas del contrato laboral.

DISTINTOS TIPOS DE JORNADAS

1) Jornada diurna

La jornada diurna es la jornada normal, ordinaria que se desarrolla entre las 6:00 y las 21:00 horas, teniendo una extensión de 8 horas diarias o de 48 horas semanales, pudiendo llegar hasta un máximo de 9 horas diarias si en la semana la distribución es en forma desigual. También es posible llegar a una jornada de hasta 12 horas mientras se respete el límite de 48 horas semanales.

2) Jornada nocturna.

Esta jornada es la que se desarrolla entre las 21:00 horas de un día y las 6:00 horas del siguiente, con una duración de 7 horas, salvo que se apliquen los horarios rotativos del régimen del trabajo por equipo.

Cuando se alteren horas diurnas con nocturnas se reducirá en forma proporcional la jornada laboral en 8 minutos por cada hora nocturna trabajada o se pagarán los 8 minutos de exceso como tiempo suplementario.

Art Nº 200 primer párrafo de la LCT:

“…La jornada de trabajo íntegramente nocturna no podrá exceder de siete (7) horas, entendiéndose por tal la que se cumpla entre la hora veintiuna de un día y la hora seis del siguiente.Esta limitación no tendrá vigencia cuando se apliquen los horarios rotativos del régimen de trabajo por equipos. Cuando se alternen horas diurnas con nocturnas se reducirá proporcionalmente la jornada en ocho (8) minutos por cada hora nocturna trabajada o se pagarán los ocho (8) minutos de exceso como tiempo suplementario según las pautas del artículo 201″.

3) Jornada en lugares o condiciones insalubres.

Corresponde a la autoridad de aplicación establecer previa constatación que las tareas se desempeñan en condiciones de insalubridad.

La jornada de trabajo en circunstancias insalubres no puede exceder de 6:00 horas diarias o 36 semanales.

La declaración de insalubridad le corresponde realizarla a la autoridad de aplicación previa constatación e intimación al empleador a adecuar el lugar a las condiciones de salubridad necesarias, si el empleador no cumple con la realización de las adecuaciones requeridas la autoridad procederá a declarar insalubre las tareas o condiciones del lugar.

Si desaparecen las circunstancias que motivaron tal declaración puede ser dejada sin efecto por la misma autoridad.  Se establece que la reducción de la jornada por tales circunstancias no importará disminución de las remuneraciones.

4) Jornada en tareas penosas, mortificantes o riesgosas.

Esta jornada no se motiva en cuestiones de seguridad e higiene como sucede con la jornada en lugares o condiciones insalubres, está contemplada en el último párrafo del Art Nº 200, correspondiendo a situaciones de difícil precisión, no obstante ello se dispone que por Ley nacional se fijaran dichas jornadas que serán reducidas.

“..Por ley nacional se fijarán las jornadas reducidas que correspondan para tareas penosas, mortificantes o riesgosas, con indicación precisa e individualizada de las mismas…”

5) Jornada mixta diurna-nocturna.

Si la jornada se desarrolla en forma mixta, alternando horario diurno con horario nocturno, se reducirá la jornada laboral en 8 minutos por cada hora nocturna trabajada o se pagarán los 8 minutos de exceso como tiempo suplementario.

6) Jornada mixta salubre-insalubre.

Esta jornada mixta es la que desarrolla el trabajador en una misma jornada, parte en un lugar salubre y parte en un lugar insalubre, para tales supuestos se establece que cuando las tareas en lugares insalubres superen las tres horas la totalidad de la jornada se considerará insalubre, siendo la jornada a cumplir en este caso de 6 horas diarias o 36 horas semanales. Para el caso de que se presten menos horas, cada hora prestada en lugar insalubre se computará como una hora y veinte minutos.